El Rey Vallenato Gustavo Osorio, lleva cuatro meses de gran promoción del vallenato raizal

Valledupar, septiembre 10 de 2014 – Boletín Informativo No. 068

Desde hace cuatro meses cuando se coronó como Rey Vallenato en el 47 Festival de la Leyenda Vallenata en homenaje a Diomedes Díaz, ‘El Cacique’, el acordeonero Gustavo Adolfo Osorio Picón, ha emprendido su viaje por distintos puntos de la geografía nacional e incluso del exterior mostrando su manera de interpretar el aire raizal que lleva el nombre de vallenato. 

Todo comenzó por el pueblo que lo vio nacer, Río de Oro, Cesar, donde fue recibido como un héroe, y lugar donde le regaló un acordeón a un pequeño paisano que en corto tiempo lo quiere emular. 

En su pueblo se dedicó a recorrer las instituciones educativas para mostrarles a los estudiantes la manera de interpretar el verdadero vallenato y animarlos a seguir sus pasos. 

Después sus giras se han extendido desde Santa Marta, donde reside desde hace varios años, a Bogotá, Barranquilla, Cartagena, Tunja, Cúcuta, Ocaña, Villa de Leiva y recientemente Monterrey, México.

Al respecto el Rey Vallenato manifiesta que “Este regocijo por el triunfo no tiene precio y más que en este corto tiempo me he dedicado a llevar el mensaje vallenato a muchos lugares donde he sido bien recibido. Le doy las gracias a Dios, a mis familiares, a la Fundación Festival de la Leyenda Vallenata, a la Cámara de Comercio de Valledupar y su director José Luis Urón Márquez, y a mis compañeros, el guacharaquero Álvaro ‘El Ñame’ Mendoza, y el cajero Omer ‘El Manón’ Calderón, ya que con quien gané, Adelmo ‘Memo’ Granados, no me ha podido acompañar por sus compromisos con el cantante Silvestre Dangond”. 

El Rey Vallenato, también ha estado activo en Valledupar donde se ha presentado en distintos eventos recibiendo el reconocimiento de todos. “La verdad es que cuando me convocan respondo porque mi misión es llevar el mensaje del vallenato raizal. Y así será por siempre porque me debo al vallenato y siempre contestaré presente”. 

En medio de sus presentaciones recibió la noticia del robo en su residencia en Santa Marta, desde donde le llevaron varios acordeones y el trofeo Cacique Upar,  “Ese fue un golpe bajo, porque los acordeones son mis herramientas de trabajo, además de la estatuilla que me entregaron como Rey Vallenato. Nada se ha recuperado”. Por su parte la Fundación Festival de la Leyenda Vallenata en ceremonia especial le entregará una nueva estatuilla. 

El Rey Vallenato Gustavo Osorio continúa su camino de promoción y ya tiene en su agenda varias presentaciones que se darán a conocer en su debido momento.

X